Los 7 “pecados emocionales” que debes dejar de cometer

13 ene, 2014

Al establecer relaciones de pareja, junto con disfrutar momentos llenos de amor y pasión las personas van aprendiendo de ciertas situaciones, que a la larga les permiten fortalecer sus lazos amorosos o bien sacar aprendizajes para futuros noviazgos.

Sin embargo, en muchas ocasiones solemos caer en errores que, por más que los hayamos repetido una y otra vez, no podemos evitar.

Es por eso que elaboramos una lista de los 7 “pecados emocionales” de los enamorados y por qué debes dejar de cometerlos.

1.- “Aferrarte a tu ex”.

Al terminar una relación, es común que ciertas personas piensen que el mundo “se les viene encima” y que no podrán recuperarse de esta situación. Sobre todo, si consideraban que su hasta entonces pareja era el amor de su vida y/o habían pasado mucho tiempo juntos.

“Reincorporarte a la vida de soltero(a) es complicado, y por ello comienzas a idealizar el recuerdo de tu ex”, señala Cosmopolitan.

Pese a lo difícil que es terminar una relación, debes tener presente que si uno se da ánimo, sumado al apoyo de cercanos, siempre se puede salir a flote.

2.- “Creer que cualquier persona que conoces es el indicado”.

Otro error que suele darse en personas solteras es idealizar el amor, pensando que cada ser que conocen es “el o la indicada”.

“Sí, es natural. Las hormonas nos traicionan y vemos a ese chico como nuestro príncipe William. Comenzamos a fantasear sobre cómo será nuestro futuro con esa persona, imaginando una unión perfecta, sin dificultades, pero olvidamos que todos los noviazgos tienen etapas, viven rutinas y deben enfrentar conflictos cotidianos”.

Por ello, el consejo es ir “lento sobre las piedras” y disfrutar cada etapa con esa persona especial, sin adelantarse demasiado. A fin de cuentas, uno nunca sabe lo que puede pasar.

3.- “Hacer caso omiso a los engaños”.

Dicen que el amor es ciego, pero muchas veces eso se traslada al terreno de los engaños.

Por eso, no es inusual ver cómo ciertas personas hacen “vista gorda” cuando sus parejas les mienten o son infieles, muchas veces, cayendo en un estado de negación.

“Sin embargo, si estás justificando a tu novio(a) y evades el hecho de que hizo algo que te lastimó, a la larga esto impide seguir cultivando la confianza”, afirma la publicación.

4.- “Creer que puedes cambiar a tu pareja”.

Ocasionalmente, hombres y mujeres se enamoran de sus parejas pese a tener ciertos recelos sobre sus actividades o comportamientos, por ejemplo, que sean demasiado fiesteros o no del todo cariñosos.

Y ahí es donde la mayoría comete un “pecado”: tratar de cambiarlos.

Sin duda, con amor y ganas de fortalecer la relación una pareja puede superar situaciones como éstas, pero siempre que él o ella estén dispuestos a cooperar.

“Tú estás convencida de que puede modificar su conducta con tu ayuda, pero ¿está en tus manos? Las personas cambian sólo por voluntad propia”, explicó Cosmopolitan.

5.- “Confundir intimidad física con intimidad emocional”.

Uno de los pecados emocionales más recurrentes es, precisamente, confundir intimidad física con intimidad emocional, lo que a la larga puede provocar malos ratos en los afectados.

“¿Podemos tener sexo casual sin poner en riesgo nuestro corazoncito? La realidad es que depende de cada quien”, aseveró la revista.

Lo cierto, es que sí hay personas que pueden tener relaciones sexuales sin involucrar sus emociones, ya que saben que lo que quieren es un encuentro casual.

“Si desde el principio entras con esa mentalidad, llevarás ventaja”, aseguran.

6.- “Esperar que tu pareja te rescate”.

Como dice la canción de U2 “With or Without You”, hay personas que no pueden estar bien con su pareja ni sin su pareja.

Esto “significa que en algún momento te olvidaste de lo que se trata una relación” y te subiste “en un barco sin dirección ni brújula. Así que si te descuidas a ti misma, pronto te sentirás perdida”, expresó la publicación.

Ante esto, el consejo es no esperar que tu pareja te “rescate” de la relación, sino que tú sepas cómo encontrar el equilibrio y la felicidad con esa persona, o bien, saber cuando “bajarte del barco”.

7.- “Sacar un clavo con otro clavo”.

Hay personas que, cuando terminan una relación, casi inmediatamente comienzan a conocer gente nueva e inician un romance.

Lo anterior puede tener muchos motivos: querer sacarle celos a tu ex pareja, sentirte querido y deseado por alguien, no querer estar solo, etcétera.

Sin embargo, el término de una relación debe tener su proceso de “duelo”, para dar tiempo de recuperación a tu corazón y a tu cabeza.

Además, “Pasar muy rápido de una relación a otra no permite procesar nuestros errores de la relación anterior”, señaló Cosmopolitan.

Post relacionados

  • CAMARA INTRAORAL.2

  • Consejos de salud-Para estar en forma y no perder la motivación

  • Centro de Salud Tululá

Comparte tu comentario

  • Comentarios recientes
  • Entradas recientes